Frutos secos y semillas: mantene una buena salud cardiovascular con estos alimentos

Frutos Secos

Aportan proteínas, fibra y ácidos grasos esenciales ventajosos para la salud.

Los frutos secos son semillas comibles cubiertas por una cascarilla aproximadamente dura. Entre ellos están las diferentes variedades de almendras, avellanas, castañas, castañas de Cajú, castañas de Pará, nuez mariposa, nuez pecán, pistachos y maní.

La Argentina es un enorme productor de frutos secos, en los frutos secos que se generan en el país se resaltan la nuez de nogal, la almendra, la avellana, el pistacho y la nuez pecán. En dos mil quince la producción alcanzó más o menos las diecinueve.000 toneladas, logradas en una superficie implantada de veintinueve y cuatrocientos setenta hectáreas. La nuez de nogal lidera la producción seguida por la almendra y juntas representan el novecientos cincuenta y cinco por ciento del total de la producción nacional.

Los frutos secos son geniales comestibles que aportan una enorme pluralidad de vitaminas y minerales como vitamina liposoluble E y vitaminas del complejo B, potasio, magnesio, calcio, fósforo, hierro y zinc; ácidos grasos insaturados del tipo omega tres, seis y 9; proteínas, fibra y antioxidantes, que contribuyen al buen funcionamiento del organismo y a la prevención de enfermedades cardiovasculares. Además de esto, como todos y cada uno de los comestibles de origen vegetal, no poseen colesterol.

Entonces, están las semillas como las de girasol, zapallo, chía, lino, amaranto, amapola y sésamo; que se consumen con su cascarilla. Conforme el beneficio que se quiera conseguir de las semillas, existen 2 formas de comerlas: enteras o bien molidas. Este proceso hace toda la diferencia. En el primer caso, la semilla aportará fibra, en tanto que no contamos con enzimas digestibles que sean capaces de digerir la cascarilla de exactamente las mismas. Brindan mayor saciedad y mejoran y regulan la motilidad intestinal.

Por otra parte, las semillas molidas hacen exactamente el mismo aporte de fibras, mas además de esto, dejan la integración de las propiedades internas de cada género de semillas. Se aconseja molerlas ya antes de consumirlas, a fin de que los ácidos grasos que poseen, no pierdan sus propiedades nutricionales por el efecto de la luz y el oxígeno.

Las Guías Alimenticias para la Población Argentina (GAPA) aconsejan consumir un puñadito de frutos secos o bien una cucharada sopera de semillas sin sazonar cuando menos una vez por semana en remplazo del aceite. De todas formas, estos fantásticos comestibles pueden ser incorporados diariamente en la nutrición, intentando que no tengan otros ingredientes añadidos como sal o bien azúcar y no estén fritos.

Se pueden añadir como una parte del desayuno o bien merienda, acompañados de leche, iogur, fruta fresca, frutas deshidratadas y cereales. Asimismo pueden incluirse en preparaciones dulces como budines, muffins o bien tortas; o bien en preparaciones salobres como ensaladas, rellenos, tartas y pastas; para realizar bebidas o bien untables vegetales; y son una genial opción de colación veloz, práctica y saludable.

Debido a las medidas establecidas con relación a COVID-diecinueve (coronavirus), ciertas Estaciones Saludables continúan cerradas y otras abiertas con un cronograma singular. Asimismo podes toparnos con actividades de consultoría nutricional de forma virtual. Para más información te recomendamos proseguir nuestras redes BASaludable en Instagram, Fb y Twitter.

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest

Últimos Salud Publicados